14 abril, 2021
- Publicidad -

La Reina Isabel II regresa a sus deberes apenas cuatro días después de la desgarradora pérdida del príncipe Felipe

El duque de Edimburgo falleció pacíficamente en el Castillo de Windsor a la edad de 99 años el viernes 9 de abril. Pero la siempre obediente reina Isabel II ha vuelto a sus deberes reales para conmemorar la jubilación del funcionario de mayor rango de su hogar.

Hoy, la Reina organizó una ceremonia en la que el Conde Peel se retiró formalmente como Lord Chamberlain. Se cree que el conde Peel había supervisado los arreglos para el funeral del duque, que tendrá lugar el sábado 17 de abril. Traspasó la responsabilidad a su sucesor, el exjefe de espías del MI5, el barón Parker.

De hecho, la Reina Isabel II tiene previsto ya su primer acto público para el 22 de abril, un día después de cumplir los 95 años. El 11 de mayo ha confirmado que asistirá en Westminster al arranque oficial de las sesiones parlamentarias, en compañía del príncipe Carlos, como en las dos anteriores ocasiones.

La reina ha confesado que la ausencia de Felipe de Edimburgo, a quien consideraba su «roca», le ha dejado una sensación de «enorme vacío». Pero la monarca quiere seguir siendo fiel a su promesa de desempeñar su tarea «toda la vida» y ha fulminado con sus gestos las especulaciones sobre una abdicación o una regencia al cumplir los 95 años.

 

- Publicidad -