10 febrero, 2022
- Publicidad -

Cómo hacer tu casa más iluminada

Una casa bien iluminada transmite armonía, paz y bienestar. La luz natural crea, inevitablemente, un ambiente purificador y relajante. De hecho, la iluminación es uno de los aspectos más importantes a la hora de decorar, reformar o comprar una vivienda.

  • Presta atención a la distribución

 Una casa con muchas paredes y espacios aislados impide que se distribuya la luz natural por todo el espacio. Por eso, si puedes, derriba paredes y apuesta por plantas abiertas. Además, trata de ubicar en un mismo ambiente las zonas de día (cocina, comedor, sala de estar para que reciban una luz homogénea.

  • Elige grandes ventanales

 Permite que los rayos del sol se cuelen en tu hogar instalando grandes ventanales. Cuantas más entradas de luz tengas, más habrá. Por lo general, se recomienda que las ventanas  un área equivalente al 10 o 20% de la superficie de la habitación. Por ejemplo: una estancia de 10 metros cuadrados debería contar con ventanas de entre 1 y 2 metros cuadrados.

  • Apuesta todo al blanco

 Cuando tu casa adolece de luz natural, opta por una decoración en tonos claros. Pinta las paredes de blanco, utiliza textiles en tonos pastel, elige suelos de color claro. Todo esto ayudará a dar sensación de amplitud y a multiplicar la luminosidad.

  • Instala tubos solares

Consigue un extra de luz instalando tubos solares. ¿Qué son? Ventajas de tejado que dirigen la luz hacia el interior.  Proyectan luz todo el día y son ideales si no hay mucho espacio en la pared.

  • Utiliza la luz reflejada

La cantidad de luz natural disminuye al alejarse de la ventana. Puedes calcularlo midiendo la altura hasta la parte superior de la ventana y multiplicándola por dos sobre el suelo. Si la pared de enfrente está muy lejos de esta línea, deberías buscar alternativas para multiplicar la luz en la habitación. La luz reflejada es una opción interesante que se obtiene con las ventanas de tejado. Entra el doble de luz y mejora la luminosidad.

  • Instala marcos de ventanas blancos  

 Si en el interior de tu casa instalas marcos de ventanas de color blanco, conseguirás que estos reflejen la luz con mayor profundidad en la habitación.

  • Decora con cortinas translúcidas

De poco sirven los grandes ventanales si luego los cubrimos con cortinas opacas. Si quieres que entre luz natural, pero, al mismo tiempo, deseas mantener tu intimidad, utiliza cortinas translúcidas o semi translúcidas.

  • Cuelga espejos por las paredes

Los espejos reflejan la luz y engañan al ojo. Cuelga alguno cerca de las ventanas y consigue multiplicar la sensación de luz y de espacio.

  • Sustituye las paredes por cristaleras

Si quieres dividir una estancia sin poner barreras a la luz, sustituye las paredes de ladrillo por cristaleras. Hoy en día las celosías están muy de moda y aportan un toque muy moderno. Utiliza esta idea, por ejemplo, para la cocina o incluso la habitación principal.

- Publicidad -